viernes, 28 de enero de 2011

Presentación del libro Amándote más allá del infierno, de David Coll




Queridos amigos:

El próximo martes, 1 de febrero de 2011, a las 19.00 horas, tendrá lugar la presentación del libro Amándote más allá del infierno, de David Coll, publicado por Sial Ediciones, en el Café Libertad 8 (C/. de la Libertad, 8. 28004 Madrid. Tel.: 91 532 11 50).

Intervendrán en el acto:

Luis Alberto de Cuenca
, poeta y prologuista del libro,
Basilio Rodríguez Cañada, editor y presidente del PEN Club de España,
y el autor del libro.


Os esperamos.


Sial Ediciones
C/. Bravo Murillo, 123 - 3.º Izda.
28020 Madrid
Teléfono: 91 535 41 13 - Fax: 91 535 70 53
Correo electrónico: prensa@sialedicion.es


David Coll Rodríguez (Madrid, 1971) es poeta y rapsoda, con estudios de Filología Hispánica y de Filosofía. Ha publicado tres poemarios: La Sed Inmortal, Amándote en la Ausencia y Las Noches del Corazón, además de tener miles de poemas inéditos. Es fundador de la tertulia de Poesía en el Café Gijón de Madrid. Ganador del II premio del III Certamen Antonia Pérez Alegre (2006), junto a diez premios más. David Coll es un poeta rabiosamente romántico. Baudelaire es su maestro. En lo formal, la Poesía de David Coll es apasionada defensora de la Métrica, y sus temas exploran las tinieblas del alma humana, los infiernos del Mal, los horrores de la sociedad moderna, el Dolor de la vida, la angustia de la Muerte, la búsqueda de la Belleza, del Amor y de Dios.

Amándote más allá del infierno
David Coll es un consumado versificador —uno de los más brillantes que he conocido—, y enjareta las rimas con una facilidad que pasma en estos tiempos tan proclives al versolibrismo. Conjurar la omnipresencia de ella es la tarea que se ha propuesto David Coll en Amándote más allá del infierno, y además pretende realizar un viejo sueño visionario: que el cuerpo de la amada se convierta en ceniza al contacto con los trémulos dedos de su enamorado. Que lo haga de forma torrencial, como acostumbra, no quiere decir en absoluto que prescinda del virtuosismo que lo caracteriza, que se me antoja máximo en este caso, pues no hay metro ni estrofa que no aborde el poeta en su recorrido por la selva del desamor, consignándose incluso al final del libro las diferentes métricas utilizadas, que son muchísimas. Otra curiosidad de este libro liberador, es que el último verso de cada poema se repite al comienzo del primer verso del poema siguiente. Me complace actuar como faraute del mensaje poético de este libro. Admiro profundamente a Baudelaire, y David Coll es una especie de Baudelaire con capa española y sin absenta —que yo sepa— de por medio, pues las divinidades que rigen la creación artística lo han provisto de todos los dones que deben acompañar al poeta de verdad, sobre todo de audacia, sensibilidad y sentido del ritmo y de la música.

Luis Alberto de Cuenca

No hay comentarios:

Publicar un comentario